Historia

El Club Escola de Futbol Can Mir, desde los inicios hasta la actualidad

El Club Escola de Futbol Can Mir nació formalmente el 1 d’agosto de 1996, ya que anteriormente estaba vinculado a la Associciació de Veïns de Can Mir y participaba en las fiestas y los encuentros que se organizaban en el barrio.

Alrededor de José Martínez, “el mister”, entrenador con una larga experiencia en el mundo del futbol, se agruparon muchos niños y niñas del barrio que tenían entre 5 y 10 años, y unos padres y madres que con entusiasmo querían tirar adelante esta escuela de futbol. Comienza en estos momentos los 22 años de existencia de nuestra entidad.

A partir del mes de setiembre de 1996 se inscribe el único equipo existente en el Club, el prebenjamín, en Consell d’Esports del Vallès Occidental de Terrassa, para participar en las competiciones que se organizaban. Como que no teníamos instalaciones, los partidos que jugábamos en casa se hacían en el campo del CJ 25 de setembre de Rubí. A medida que los niños iban creciendo, y con la incorporación de nuevos jugadores, se crearon los equipos benjamín y alevín del Club.

La existencia del Club ha tenido las mismas dificultades que las urbanizaciones a las cuales pertenecen la mayoría de jugadores que han pasado por nuestras plantillas: el abandono por parte de los diferentes ayuntamientos a lo largo del tiempo.

Entre el año 2006 y 2007, y después de luchar e insistir mucho, se hace un esfuerzo para contar con unas instalaciones municipales en la calle Alforja, con una dotación básica y elemental, pero que con el esfuerzo de voluntarios se adecuó a nuestras necesidades. A pesar de la precariedad de las instalaciones, esta fue nuestra casa hasta 2015, y en la que hemos visto crecer tantos niños y niñas en nuestros equipos.

Posteriormente el año 2010, y con el fondo FEOSL del Estado, el Ayuntamiento decide destinar una inversión de más de 200.000 euros a las que habían de ser las nuevas instalaciones deportivas de las urbanizaciones, y que se encuentran en el Camí del Racó 1-9, delante de la Masia de Can Mir. Una vez más, el Ayuntamiento de la época tira el dinero en una actuación que se hace a espaldas de los vecinos i las entidades comprometidas y que queda en estado de abandono entre 2010 y 2014.

El año 2013 nuestra entidad, más la Asociación Deportiva Castellnou y el Castellnou Futbol Sala, firman un acuerdo de colaboración para reivindicar para las urbanizaciones unas instalaciones sociales, deportivas y de recreo como se merecen los vecinos de la zona, y compartir en un futuro estos espacios.

Durante 2015 se inicia la construcción de los vestuarios y se adquiere el compromiso de la que sería alcaldesa de Rubí a partir de junio, Ana María Martínez, de que las urbanizaciones contaríamos con unas instalaciones dignas, y por lo que respecta a nuestra entidad, dispondríamos de un campo de futbol once y de hierba que permitiese realizar nuestras actividades en condiciones optimas.

Desde el traslado a las nuevas instalaciones, el Club comienza una nueva etapa de cambios, de nuevas incorporaciones y de nuevos proyectos que orientarían el que había de ser el nuevo Club Escola de Futbol Can Mir - Rubí.

A partir de febrero de 2017 una nueva Directiva se hace cargo de la entidad y comienza a construir el nuevo proyecto que ahora se está desarrollando, donde el futbol formativo, la vertiente educativa, la salud, la inclusión, el respeto a la diversidad y la cooperación internacional, van consolidando el nuevo proyecto del Club Escola de Futbol Can Mir - Rubí.

La colaboración con otras entidades de la ciudad y del país, la intensificación de las relaciones institucionales, la incorporación de técnicos y especialistas de todo tipo, el incremento del número de categorías y equipos, la incorporación progresiva de jugadores de los diferentes barrios de Rubí y de otras ciudades, la puesta en marcha de los equipos de diversidad funcional de Rubí y Sarrià (Barcelona), o el proyesto de colaboración internacional con Bouloukounda (Senegal), son muestras de esta nueva etapa en la que la entidad comienza a ser un referente en la ciudad y más allá de ella.

Durante el mes de noviembre de 2018, el Ayuntamiento de Rubí comunica a nuestra entidad que se inician los trabajos para redactar el proyecto de mejora de las instalaciones de la Zona Esportiva Municipal de Can Mir, que supondrá un salto cualitativa para nuestro barrio, nuestra entidad y también para nuestra ciudad.

Esta es nuestra historia, la trayectoria de lo que nació como un club familiar y de barrio por el que han pasado más de 900 niños y niñas a lo largo de 22 años y que quiere hacerse grande, no sólo cuantitativa, si no también cualitativamente.